Torreznos caseros

CategoríaCocinaMétodo de cocciónTags, ,
DificultadBásicoTiempo total45 mins

Receta de Torreznos caseros

Nuestro chef

No hay ni un solo bar en España, incluyendo los de los pueblos más pequeños, que no cuenten entre sus tapas con una ración de torreznos.

Un aperitivo que es, básicamente, una fritura de panceta de cerdo, y que, eso sí, es una religión en Soria, donde son muchos los bares que la ofrecen en su punto perfecto:crujiente por fuera y jugosa por dentro, sin ser excesivamente grasienta.

Esa es la precisamente la receta que os hemos querido traer aquí para que podáis cocinar unos estupendos torreznos caseros cuando queráis, ya que como vais a ver, basta con un par de ingredientes, un cuchillo y una freidora para conseguir unos torreznos perfectos.

Como dicen los expertos sorianos, la clave de un buen torrezno está en el producto y en la fritura. Veamos, pues, cómo la hacen ellos.

Ingredientes

 1 kg panceta curada
 aceite de girasol

Cómo hacer Torreznos caseros

1

Salvo que tu carnicero de confianza te lo haga, lo primero que tendrás que hacer es coger la pieza de panceta curada y cortarla en trozos de unos tres centímetros de grosor: la anchura que los expertos consideran perfecta para que no se quede seco ni se deshaga en la sartén.

2

A continuación echamos abundante aceite en la freidora o en una sartén honda y la ponemos a fuego fuerte. En cuanto echemos una miga de pan y esta comience a bailar, bajaremos el fuego a posición baja y colocaremos los torreznos boca abajo.

3

Dejamos que se hagan burbujas en la corteza y, sobre unos 25 minutos si está seca o una hora si está tierna, la tenemos a fuego lento cocinándose. En cuanto veas que la corteza se levanta, sube el fuego de nuevo y pon los torreznos de lado hasta que se doren y, cuando estén bien dorados, colócalos sobre papel absorbente. Menea el plato, córtalos a tu gusto y sírvelos en una fuente para sacar al centro de la mesa. Tus torreznos caseros están listos.

Ingredientes

 1 kg panceta curada
 aceite de girasol

Pasos

1

Salvo que tu carnicero de confianza te lo haga, lo primero que tendrás que hacer es coger la pieza de panceta curada y cortarla en trozos de unos tres centímetros de grosor: la anchura que los expertos consideran perfecta para que no se quede seco ni se deshaga en la sartén.

2

A continuación echamos abundante aceite en la freidora o en una sartén honda y la ponemos a fuego fuerte. En cuanto echemos una miga de pan y esta comience a bailar, bajaremos el fuego a posición baja y colocaremos los torreznos boca abajo.

3

Dejamos que se hagan burbujas en la corteza y, sobre unos 25 minutos si está seca o una hora si está tierna, la tenemos a fuego lento cocinándose. En cuanto veas que la corteza se levanta, sube el fuego de nuevo y pon los torreznos de lado hasta que se doren y, cuando estén bien dorados, colócalos sobre papel absorbente. Menea el plato, córtalos a tu gusto y sírvelos en una fuente para sacar al centro de la mesa. Tus torreznos caseros están listos.

Torreznos caseros

Deja una respuesta