Pizza turca o Lahmacun

CategoríaCocinaMétodo de cocciónTags
DificultadBásicoTiempo preparación45 minsTiempo cocinado15 minsTiempo total1 hr

Receta de Pizza turca o Lahmacun

Nuestro chef

Uno de los platos estrella de la comida callejera turca está a mitad camino entre una pita, una focaccia y una pizza. Hablamos, cómo no, del Lahmacun.

Una elaboración también conocida como pizza turca que se hace con pan de pide y que se completa con una sabrosa guarnición: el Içli pide.

Tal y como sucede con la pizza italiana -con permiso de la Margarita- es posible hacerla con un sinfín de aderezos que cambian en función de la región o la temporada en la que se haga.

Aun así, casi todas llevan queso, algún tipo de carne y especias como las que vamos a emplear en la receta tradicional de la pizza turca casera que os ofrecemos a continuación.

Ingredientes

Para la masa de la pizza turca
 60 g yogur natural
 1 huevo
 40 ml aceite de oliva virgen extra
 50 ml agua templada
 2 g levadura seca de panadería
 320 g harina de trigo de todo uso
Para el relleno de la pizza turca
 300 g carne picada de ternera
 1 cebolla
 1 pimiento(no importa el color)
 1 tomate
 1 guindilla de Cayena
 5 ml tomate concentrado
 60 g queso Mozzarella rallado
 1 limón
 2 pizcas comino molido
 2 pizcas pimienta negra molida
 4 pizcas sal
 1 manojo de cilantro picado(opcional)

Cómo hacer Pizza turca o Lahmacun

Para el relleno de la pizza turca
1

Empezamos picando la cebolla bien fina y rallando el tomate. Mezclamos ambos ingredientes con la carne picada.

Buscamos una sartén, echamos un poquito de aceite de oliva y rehogamos esta mezcla hasta que la carne cambie de color.

2

Será entonces cuando agreguemos la guindilla de cayena, el concentrado de tomate, una pizca de comino, y la sal y la pimienta al gusto. Sofreímos todo junto a fuego bajo durante unos diez minutos o hasta que veamos que la mezcla está jugosa pero no líquida. La reservamos y, mientras esperamos a que se enfríe, nos ponemos con la masa.

Para la masa de la pizza turca
3

Buscamos un recipiente grande y profundo y, en él, mezclamos el agua tibia con la levadura seca (o 6 gramos de levadura fresca) y el azúcar. Removemos todo bien hasta integrar todos los ingredientes y la dejamos que repose durante un cuarto de hora o hasta que se active la levadura echando burbujas por lo alto.

4

Añadimos un huevo y el yogur. Removemos todo bien. Tamizamos la harina de trigo sobre la mezcla, agregamos la sal y volvemos a remover.

Finalmente echamos el aceite y trabajamos la masa sobre una superficie de trabajo enharinada hasta conseguir una bola. La dejamos reposar durante unos 20 minutos.

5

Pasado ese tiempo, la volvemos a amasar sobre la superficie enharinada durante cinco minutos o hasta dejarla lisa y uniforme. La colocamos en un recipiente espolvoreado con un poco de harina, tapamos y la dejamos hasta que se haga el doble de grande.

6

En cuanto duplique su tamaño, la partimos en cuatro porciones iguales y les damos forma de bola sobre la mesa enharinada. Extendemos cada una de las cuatro bolitas de masa hasta que tengan un grosor de no más de 3 milímetros.

7

Echamos el relleno sobre la masa sin llegar a los extremos, le llovemos la mozzarella rallada y doblamos los extremos hacia el interior. Unimos las puntas pellizcando para que queden con forma de punta y, si queremos, damos una pincelada a los extremos con huevo batido.

8

Colocamos la pizza turca casera sobre la bandeja de horno cubierta con papel para hornear y la cocinamos durante 12-15 minutos a 250 grados con calor arriba y abajo. En cuanto la masa se vea dorada la sacamos y la disfrutamos.

Ingredientes

Para la masa de la pizza turca
 60 g yogur natural
 1 huevo
 40 ml aceite de oliva virgen extra
 50 ml agua templada
 2 g levadura seca de panadería
 320 g harina de trigo de todo uso
Para el relleno de la pizza turca
 300 g carne picada de ternera
 1 cebolla
 1 pimiento(no importa el color)
 1 tomate
 1 guindilla de Cayena
 5 ml tomate concentrado
 60 g queso Mozzarella rallado
 1 limón
 2 pizcas comino molido
 2 pizcas pimienta negra molida
 4 pizcas sal
 1 manojo de cilantro picado(opcional)

Pasos

Para el relleno de la pizza turca
1

Empezamos picando la cebolla bien fina y rallando el tomate. Mezclamos ambos ingredientes con la carne picada.

Buscamos una sartén, echamos un poquito de aceite de oliva y rehogamos esta mezcla hasta que la carne cambie de color.

2

Será entonces cuando agreguemos la guindilla de cayena, el concentrado de tomate, una pizca de comino, y la sal y la pimienta al gusto. Sofreímos todo junto a fuego bajo durante unos diez minutos o hasta que veamos que la mezcla está jugosa pero no líquida. La reservamos y, mientras esperamos a que se enfríe, nos ponemos con la masa.

Para la masa de la pizza turca
3

Buscamos un recipiente grande y profundo y, en él, mezclamos el agua tibia con la levadura seca (o 6 gramos de levadura fresca) y el azúcar. Removemos todo bien hasta integrar todos los ingredientes y la dejamos que repose durante un cuarto de hora o hasta que se active la levadura echando burbujas por lo alto.

4

Añadimos un huevo y el yogur. Removemos todo bien. Tamizamos la harina de trigo sobre la mezcla, agregamos la sal y volvemos a remover.

Finalmente echamos el aceite y trabajamos la masa sobre una superficie de trabajo enharinada hasta conseguir una bola. La dejamos reposar durante unos 20 minutos.

5

Pasado ese tiempo, la volvemos a amasar sobre la superficie enharinada durante cinco minutos o hasta dejarla lisa y uniforme. La colocamos en un recipiente espolvoreado con un poco de harina, tapamos y la dejamos hasta que se haga el doble de grande.

6

En cuanto duplique su tamaño, la partimos en cuatro porciones iguales y les damos forma de bola sobre la mesa enharinada. Extendemos cada una de las cuatro bolitas de masa hasta que tengan un grosor de no más de 3 milímetros.

7

Echamos el relleno sobre la masa sin llegar a los extremos, le llovemos la mozzarella rallada y doblamos los extremos hacia el interior. Unimos las puntas pellizcando para que queden con forma de punta y, si queremos, damos una pincelada a los extremos con huevo batido.

8

Colocamos la pizza turca casera sobre la bandeja de horno cubierta con papel para hornear y la cocinamos durante 12-15 minutos a 250 grados con calor arriba y abajo. En cuanto la masa se vea dorada la sacamos y la disfrutamos.

Pizza turca o Lahmacun

Deja una respuesta