Mejillones al vino blanco

CategoríaCocinaMétodo de cocciónTags
DificultadBásicoTiempo preparación20 minsTiempo cocinado15 minsTiempo total35 mins

Receta de Mejillones al vino blanco

Nuestro chef

Los mejillones al vino blanco es un plato tradicional de la cocina española. Este consiste en mejillones cocidos en un caldo de vino blanco, cebolla, ajo y perejil que está de chuparse los dedos.

A menudo se sirven en la misma olla en la que se han cocido y se pueden acompañar con pan para mojar en el caldo. Es un plato fácil de preparar y con un sabor delicioso.

Además, se trata de una riquísima manera de consumir este nutritivo molusco, pues es una excelente fuente de proteínas y contiene una gran cantidad de vitaminas y minerales, como hierro, zinc, y vitamina B12.

Es un plato perfecto para servir en una cena con amigos o en una reunión familiar. En esta receta te mostraremos paso a paso cómo preparar una deliciosa ración de mejillones al vino blanco para disfrutar en casa.

Ingredientes

 1 malla de mejillones
 100 ml de vino blanco
 2 cucharadas de aceite de oliva
 ½ cebolla picada (o una chalota)
 2 dientes de ajo picados
 1 cucharada de harina
 Perejil picado al gusto

Cómo hacer Mejillones al vino blanco

1

Lava bien los mejillones, retírales las barbas y las impurezas adheridas a la concha. Después, vierte el vino en el fondo de una olla amplia, agrega los mejillones y cuécelos tapados a fuego medio hasta que se abran durante unos 5-7 minutos.

2

Agrega el aceite a una sartén amplia a fuego medio-alto y saltea la cebolla o chalota y el ajo picado.

3

Cuando empiece a dorarse, agrega una cucharada de harina y remueve. Pasados unos minutos, añade el caldo de los mejillones y sigue mezclando hasta que espese un poco.

4

Añade los mejillones a la sartén, integra bien con la salsa y espolvorea perejil picado.

Ingredientes

 1 malla de mejillones
 100 ml de vino blanco
 2 cucharadas de aceite de oliva
 ½ cebolla picada (o una chalota)
 2 dientes de ajo picados
 1 cucharada de harina
 Perejil picado al gusto

Pasos

1

Lava bien los mejillones, retírales las barbas y las impurezas adheridas a la concha. Después, vierte el vino en el fondo de una olla amplia, agrega los mejillones y cuécelos tapados a fuego medio hasta que se abran durante unos 5-7 minutos.

2

Agrega el aceite a una sartén amplia a fuego medio-alto y saltea la cebolla o chalota y el ajo picado.

3

Cuando empiece a dorarse, agrega una cucharada de harina y remueve. Pasados unos minutos, añade el caldo de los mejillones y sigue mezclando hasta que espese un poco.

4

Añade los mejillones a la sartén, integra bien con la salsa y espolvorea perejil picado.

Mejillones al vino blanco

Deja una respuesta