Boquerones fritos

CategoríaCocinaMétodo de cocciónTags,
DificultadBásicoTiempo total15 mins

Receta de Boquerones fritos

Nuestro chef

En el día de hoy os vamos a detallar cómo cocinar los mejores boquerones fritos en casa poniendo el acento en el momento de la fritura, ya que es ahí donde se diferencia un buen plato de boquerones fritos de uno mediocre.

Es por eso por lo que en Divino Paladar nos hemos acercado a los chiringuitos de Cádiz y Málaga con más tradición elaborando esta elaboración para preguntarle el truco de una buena fritura que deje los boquerones tan jugosos como crujientes.

Y todo ello como lo hacen las famosas freidurías andaluzas. Es decir, sin dejar ni rastro de aceite en la fuente que sacaremos al centro para deleitar a familiares o invitados.

Así que si quieres aprender a hacer unos boquerones fritos caseros de primera, coge papel y boli y toma buena nota del paso a paso de los mejores chefs especializados en pescadito frito andaluz.

Ingredientes

 500 g boquerones limpios
 1 paquete de harina de trigo
 1 l aceite de oliva virgen extra
 1 limón
 sal(al gusto)

Cómo hacer Boquerones fritos

1

Empezamos limpiando bien los boquerones. Para ello les quitaremos la cabeza y las tripas. Hacerlo es tan sencillo como tirar de la cabeza hacia abajo y retirar las triplas de la apertura que nos quede entre la cabeza y el tronco. Algo que quizás consigas haga el pescadero por ti.

2

Conforme los vayas limpiando los vas dejando en un bol con agua y hielo durante unos minutos para que se desangren y, una vez desangrados, los pasarás por el grifo con el agua fría y los dejarás en una fuente con papel absorbente para secarlos bien.

3

Posteriormente los sazonaremos con sal antes de pasarlos por la harina. Tras enharinarlos les daremos un pequeño golpe para retirar el exceso de harina y quede un enharinado ligero que limite la absorción de aceite en el interior del pescado. Algo que también conseguirás dando un meneo a los boquerones enharinados en un colador.

4

Llega el momento clave. La fritura Para ello buscaremos una cazo o una sartén bien honda y la llenaremos a la mitad de aceite de oliva. Ponemos el fuego bien fuerte y hacemos la prueba de la miga de pan antes de echar el primer boquerón. En cuanto la miga empiece a bailar, alrededor de los 175 grados, echaremos la primera tanda de boquerones.

5

Para conseguir una buena fritura y evitar que se sequen solo los dejaremos friendo un par de minutos por cada lado. Y recuerda que los vas a freír en una freidora, a mitad de cada fritura, levanta el cesto para comprobar el punto de la fritura.

6

Tras dejarlos reposando un par de minutos en papel absorbente para retirar el exceso de aceite, los colocamos en una fuente junto con un poco de perejil y un limón. Los sacamos al centro de la mesa y los disfrutamos.

Ingredientes

 500 g boquerones limpios
 1 paquete de harina de trigo
 1 l aceite de oliva virgen extra
 1 limón
 sal(al gusto)

Pasos

1

Empezamos limpiando bien los boquerones. Para ello les quitaremos la cabeza y las tripas. Hacerlo es tan sencillo como tirar de la cabeza hacia abajo y retirar las triplas de la apertura que nos quede entre la cabeza y el tronco. Algo que quizás consigas haga el pescadero por ti.

2

Conforme los vayas limpiando los vas dejando en un bol con agua y hielo durante unos minutos para que se desangren y, una vez desangrados, los pasarás por el grifo con el agua fría y los dejarás en una fuente con papel absorbente para secarlos bien.

3

Posteriormente los sazonaremos con sal antes de pasarlos por la harina. Tras enharinarlos les daremos un pequeño golpe para retirar el exceso de harina y quede un enharinado ligero que limite la absorción de aceite en el interior del pescado. Algo que también conseguirás dando un meneo a los boquerones enharinados en un colador.

4

Llega el momento clave. La fritura Para ello buscaremos una cazo o una sartén bien honda y la llenaremos a la mitad de aceite de oliva. Ponemos el fuego bien fuerte y hacemos la prueba de la miga de pan antes de echar el primer boquerón. En cuanto la miga empiece a bailar, alrededor de los 175 grados, echaremos la primera tanda de boquerones.

5

Para conseguir una buena fritura y evitar que se sequen solo los dejaremos friendo un par de minutos por cada lado. Y recuerda que los vas a freír en una freidora, a mitad de cada fritura, levanta el cesto para comprobar el punto de la fritura.

6

Tras dejarlos reposando un par de minutos en papel absorbente para retirar el exceso de aceite, los colocamos en una fuente junto con un poco de perejil y un limón. Los sacamos al centro de la mesa y los disfrutamos.

Boquerones fritos

Deja una respuesta